Loading... Please wait...

United States Immigration

Information Guides and FAQs

Guías Inmigración

Join Newsletter



Aclaración: Este artículo es publicado por ImmigrationUnitedStates.org un sitio privado e independiente no afiliado con ninguna agencia gubernamental. El contenido de este articulo no se puede considerar consejo legal o información oficial. El punto de vista y opiniones expresadas en este artículo solamente representan a sus autores individualmente, y no reflejan la opinión de agencias del gobierno de EE.UU. Favor contactarnos si necesita ayuda o tiene preguntas sobre nuestros productos.


Números de Seguro Social Falsos utilizados por Trabajadores Indocumentados

Números de Seguro Social FalsosLa mayoría de inmigrantes ilegales, gastan tiempo en conseguir empleo cuando llegan a Estados Unidos. Para muchos, esto no ha sido tan fácil ni barato. Han tenido que terminar pidiendo dinero prestado a sus familias y amigos para pagar los gastos iniciales. O talvez, han tenido la suerte de no necesitar pedir prestado, pero con el tiempo se quedan con poco efectivo. La mayoría de los inmigrantes ilegales no son selectivos y toman casi cualquier trabajo que les ofrezcan. Hasta pueden tener inclusive dos trabajos. Sus habilidades varían y algunos hasta tienen diploma de universidad. Un porcentaje significativo de inmigrantes ilegales no hablan ingles. Saben, que no pueden darse el lujo de escoger sus trabajos debido a su estado ilegal en el país. Muchos trabajan en la industria de servicio o en el campo. Otros trabajan en construcción o fábricas.

Algunos patronos se rehusaran a contratarlos si no tienen la documentación respectiva mientras que otros los contratan con gusto. Conseguir números de Seguro Social o Green Card falsas no es difícil. Especialmente en comunidades con alto porcentaje de inmigrantes, la oportunidad de conocer a alguien quien conozca a su vez a quien pueda dale este tipo de documentos es alta. Generalmente el precio de los documentos falsos depende de su calidad. Aunque la mayoría de estos, pueden ser fácilmente identificados por su mala calidad, muchos patronos dejaran pasar este hecho intencionalmente.

Los patronos, por ley deben solamente contratar a quienes estén legales en Estados Unidos, junto a otros requisitos. Sin embargo, aunque esta ley exista, los patronos continúan contratando a inmigrantes ilegales debido al poco control. En muchos lugares, hay escasez de estadounidenses que estén dispuestos a hacer ciertos trabajos de salario mínimo. Así que cuando un inmigrante esta más que dispuesto a tomar estos trabajos, solo se le solicita algún documento legal para darle el puesto. Como el Senado no ha podido aprobar la reforma de inmigración, el Department of Homeland Security (DHS), está buscando otros caminos para imputar a los patronos. La idea es imponer penalidades severas a quienes contraten inmigrantes ilegales. Muchos patronos aceptan tarjetas de Seguro Social y Tarjetas de Residencia Permanente (Green Cards) falsas, como prueba de que el individuo puede trabajar legalmente en Estados Unidos. El Social Security Administration (SSA) es el responsable del proceso de hacer un reporte anual de más de 250 millones de empleados. Este reporte ayuda al SSA a determinar los beneficios futuros del empleado, como incapacidad, pensiones y seguridad social. La agencia está detrás de muchos empleados quienes han emparejado mal sus números de Seguro Social. Esto significa que el número de seguro social brindado por la compañía, no es el mismo al del nombre del Seguro Social que tiene la administración en sus registros. Esta incompatibilidad ocurre por un error de la oficina, por cambio de nombre debido a matrimonio, o solamente por cambio de nombre. El año pasado, la administración de Seguro Social encontró cerca de 8 millones de incompatibilidades, lo cual representa casi el 4% del total de informes procesados.

La secretaria de la DHS, recientemente propuso una nueva regla, que eliminaba un poco sus errores. A una compañía que recibía una carta de algún número de Seguro Social que no coincidía, se le daría 30 días para investigar si el error era de la oficina o del beneficiario. Si la compañía no encontraba error de la oficina, entonces, el empleado tendría la oportunidad de proveer información para su credibilidad. Si era necesario, el empleado podría contactar al SSA para hacer correcciones. La secretaria proponía que luego de recibida la carta de incompatibilidad, tendrían 90 días para hacer las correcciones. Si el empleado fallaba en probar que estaba autorizado a trabajar en Estados Unidos, debería dejar el empleo. Los abogados de esta regla propuesta, creen que cerca del 90% del millón de errores son de inmigrantes ilegales. Esto castigaría a patronos, y menos inmigrantes ilegales serian contratados, desalentándolos de venir al Estados Unidos. Y a quienes están ilegales probablemente les atraería más regresar a su país por la dificultad de encontrar trabajo. Además la regla beneficiaria a patronos quienes tienen algún tipo de inconsistencia con los números de seguro social. Podrían aclarar problemas ahora y no en el futuro al momento de pedir sus beneficios. Oponentes a la regla propuesta, cuestionan que este 90% que es demasiado alto. Además les preocupa que un alto número de residentes legales y hasta ciudadanos, serian despedidos de sus empleos si la regla entra en vigencia. Un juez federal ha negado que se implemente la regla, ya que esta daría demasiados problemas y afectaría a muchos que están trabajando legalmente en Estados Unidos.



Artículos Relacionados:

Bookmark and Share